Tras el trepidante crecimiento de Isisi en las cuatro últimas temporadas y tras un periodo de reflexión, sentíamos la provocación de poner en práctica todas aquellas ideas derivadas de nuestra introspección.

Decidimos pues comenzar nuestro nuevo recorrido en un espacio único, un montaje y ordenamiento de espacios neutros, intervenidos en un ambiente creativo. Nuestras instalaciones facilitan el sentido a las ideas fundamentadas que concibe, proyectando nuestra marca en su obra física, provocando una interesante interacción con el espectador.

La idea era crear y construir unas instalaciones modernas, con un diseño audaz cubierto con un estilo característico único, con ángulos marcados para distinguir claramente la frontera de la acción y el producto final, y al mismo tiempo, mantener una sencilla apariencia sobria para una integración más perfecta en el entorno circundante. Entre los rasgos característicos incluyen la volumetría de los espacios de trabajo y de su cobertura singular que conecta de forma intuitiva con el showroom y el resultado de sus acciones. Amplias ventanas que suministran una abundante iluminación natural a un tono neutral minimalista, y espacios estéticos con una intuitiva interconectividad entre los puestos de trabajo.

Nuestro espacio es un medio de expresión de ideas, emociones y de una visión en particular. Sin importar nuestro origen, ni la temporalidad de las colecciones, interactuamos y hacemos participe de cualquier punto de vista, su finalidad estética y comunicativa da como resultado un conjunto de piezas que deriva en una gestión coordinada.

Toda una obra coordinada y excelentemente realizada por el equipo de Tomas Amat Estudio de Arquitectura.

Fotógrafo_David Frutos
Proyecto_ Pablo Belda y Tomas Amat estudio de arquitectura
Retrato_Omar Arraez